Skip to Main Content
Have library access? Log in through your library
Juan March (1880-1962)

Juan March (1880-1962)

MERCEDES CABRERA
Copyright Date: 2011
https://www.jstor.org/stable/j.ctt6wptdp
  • Cite this Item
  • Book Info
    Juan March (1880-1962)
    Book Description:

    Juan March nació en 1880 en una familia de comerciantes de un pueblo de Mallorca. Cuando murió en 1962 era uno de los hombres más ricos del mundo. Su vertiginoso enriquecimiento le hizo estar desde muy pronto en boca de jueces, políticos y periodistas. Su posterior salto a la política le sometió al escrutinio público de manera ya irremediable. Se presentó como un «hijo del pueblo», hecho a sí mismo, ejemplo de un capitalismo moderno frente a las clases tradicionales. Rompió moldes, fue acusado de contrabando ante los tribunales y de delitos de sangre entre sus convecinos. Fue perseguido por la Dictadura de Primo de Rivera y también por la República, que lo encarceló. Financió a los militares sublevados en julio de 1936, conspiró luego desde Lisboa con los monárquicos y defendió la aproximación a Gran Bretaña. Su último gran negocio, la quiebra y adquisición de la Barcelona Traction, recibió el amparo del Tesoro británico y el apoyo del ministro Juan Antonio Suanzes. En 1955 creó la Fundación que lleva su nombre, a la que dotó con 2.000 millones de pesetas para la defensa de la cultura y la ciencia españolas. Aunque su trayectoria ha recibido más atención que la de otros hombres de negocios en este país, su vida —como escribió a su muerte Josep Pla— sigue siendo una leyenda.

    eISBN: 978-84-15817-17-8
    Subjects: History

Table of Contents

Export Selected Citations Export to NoodleTools Export to RefWorks Export to EasyBib Export a RIS file (For EndNote, ProCite, Reference Manager, Zotero, Mendeley...) Export a Text file (For BibTex)
  1. Front Matter
    (pp. 1-6)
  2. Table of Contents
    (pp. 7-8)
  3. Presentación
    (pp. 9-28)

    Cuando Jean Strouse tenía a medias el borrador de su monumental biografía del financiero americano Pierpont Morgan pensó que no iba a funcionar. Desde que comenzó su tarea le habían parecido más convincentes los argumentos de los detractores de Morgan que los de sus defensores. Morgan fue uno de aquellos capitalistas, de aquellos capitanes de industria norteamericanos, constructores de ferrocarriles, fundadores de las grandes acerías, de las industrias eléctricas y de las compañías petrolíferas, y creadores de bancos. Tras la guerra civil americana, en lo que Mark Twain llamó la «Gilded Age», protagonizaron la transformación de una sociedad agraria y...

  4. 1 Tabaco
    (pp. 29-76)

    En marzo de 1909, cuando contaba veintiocho años, Juan March Ordinas, alias elVerga—o JuanitoVerga, como se le conocía en Santa Margarita—, era ya un «opulento contrabandista» o, al menos, por tal lo tenían sus convecinos y los carabineros, con los que aquel año tuvo un encontronazo público que lo llevó por primera vez ante la justicia.

    En la noche del día 9, el teniente de carabineros de La Puebla, Valentín Fernández Ruiz, aprehendió, en la playa de Santa Margarita, a seis marineros y más de setenta bultos de tabaco de contrabando. Ya de mañana, al pasar...

  5. 2 La conquista de la isla
    (pp. 77-130)

    La Primera Guerra Mundial trajo consigo profundos cambios en la economía, la sociedad y la política españolas, a pesar de que el país no tomó parte en el conflicto. A los pocos días de desencadenarse, el Gobierno conservador que presidía Eduardo Dato proclamó la neutralidad española, que se mantuvo hasta el final de la guerra, no sin discrepancias y tensiones. España carecía de compromisos internacionales que la forzaran a intervenir, aunque no dejaba de tener intereses en el exterior, especialmente en el norte de África, punto estratégico y sensible para los países beligerantes.

    Los políticos coincidieron en que ni la...

  6. 3 Benemérito de la patria
    (pp. 131-190)

    El 13 de septiembre de 1923, la vida constitucional española se vio interrumpida por un golpe militar encabezado por el capitán general de Cataluña, el general Miguel Primo de Rivera. Fue para muchos un golpe anunciado. La reclamación de responsabilidades por el desastre de Annual y las discrepancias sobre la política a seguir en relación con la delicada situación existente en el protectorado de Marruecos habían deteriorado las relaciones entre ciertos sectores del ejército y la clase política. Por otro lado, las dificultades económicas derivadas de la vuelta a la normalidad tras el final de la guerra europea provocaron movimientos...

  7. 4 El gran corruptor
    (pp. 191-260)

    El 14 de abril de 1931 se proclamó la República. Llegó como resultado de las elecciones municipales convocadas por el Gobierno que presidía el almirante Aznar. No se esperó al recuento total de los votos. El triunfo en las grandes ciudades de una gran coalición de republicanos y socialistas fue suficiente. La Monarquía se desplomó como un peso muerto, minada por todas partes, por la altura y por la base, escribió Josep Pla mientras contemplaba el entusiasmo que se extendía por las calles de Madrid. Los retratos y símbolos monárquicos desaparecían de escaparates y portalones cuando Niceto Alcalá Zamora, exministro...

  8. [Illustrations]
    (pp. None)
  9. 5 Tiempo de guerras
    (pp. 261-346)

    Se dijo que Juan March había cruzado la frontera hacia Portugal; que estaba hospedado en el Hotel Estoril, en Lisboa. Pero pronto se desmintió. Estaba en Gibraltar, en el Hotel Rock. Había llegado en un coche propiedad de Raimundo Burguera, un automóvil con matrícula de Baleares. Burguera era administrador de una de las fincas de Juan March, «El Tesorillo», entre La Línea y Algeciras, y era bien conocido en la aduana porque solía hacer ese recorrido.

    Allí, March estuvo dispuesto a atender las llamadas y visitas de periodistas e informadores y dio rienda suelta a sus quejas y resentimientos. Dijo...

  10. 6 El filántropo
    (pp. 347-428)

    El 12 de diciembre de 1946, el ministro de Industria y Comercio, Juan Antonio Suanzes, respondió en las Cortes a un ruego del procurador Pedro Lamata. Preguntaba éste por una operación financiera de la Barcelona Traction, Light & Co. para convertir obligaciones emitidas en libras en nuevas obligaciones en pesetas. La operación, en la que colaboraba la Compañía Hispano Americana de Electricidad (CHADE) y en la que se había querido involucrar al Estado español haciéndole partícipe en los beneficios, había sido denunciada como fraudulenta por un accionista en la reciente junta general de esta compañía. Con la conversión se pretendían...

  11. Bibliografía citada
    (pp. 429-436)
  12. Índice de ilustraciones
    (pp. 437-440)
  13. Índice onomástico
    (pp. 441-448)